Tipos de incentivos laborales

Posted on por
Tipos de incentivos laborales

Los incentivos laborales son políticas de recursos humanos que contribuyen a una mejor satisfacción laboral y tienen una repercusión directa sobre los objetivos empresariales.

Son varios los estudios que ya han demostrado la relación directa entre una política de incentivos laborales eficaces y el rendimiento y productividad de la plantilla.

La motivación del personal potencia un clima laboral más favorable ya que contribuye a la felicidad del empleado. El personal se siente más motivado y fortalece su compromiso con la empresa lo que repercute positivamente en los resultados de la organización.

Según A. Fleishman y Alan R. Bass, autores de Estudios de Psicología Industrial, “la satisfacción en el trabajo se ve afectada estrechamente por la cantidad y calidad de recompensas que las personas reciben en sus puestos”.

En consecuencia, la implementación de recompensas dirigidas a impulsar la motivación de la plantilla mejora la reputación del empleador.

Al contrario de lo que algunas personas piensan, los incentivos laborales no siempre son de carácter económico. Aunque es común aplicar medidas de aumento de sueldo, bonificaciones por objetivos o recompensas económicas por recomendar personal cualificado para una vacante, existen estrategias de motivación de distinta índole.

Los incentivos motivacionales tienen como objetivo el reconocimiento de los méritos del empleado. Felicitaciones por alcanzar objetivos, pedir consejo sobre algún aspecto, agradecer su aportación en alguna cuestión o destacar el empleado del mes, son algunas de las estrategias más utilizadas y valoradas por la plantilla.

También son bien acogidos los incentivos en pro del bienestar. Son pequeños gestos por parte del empleador que contribuyen a minimizar los signos del estrés y del cansancio y fomentan el divertimento en el puesto de trabajo. Algunos de los ejemplos más populares son los horarios flexibles para la conciliación de la vida familiar y profesional, descansos durante la jornada laboral o la introducción de elementos lúdicos (un futbolín, un billar, etc.) en el lugar de trabajo que ayuden a descargar tensiones.

Por tanto, la integración de una política de incentivos laborales en la empresa ofrece la posibilidad de alcanzar el equilibrio entre las condiciones básicas del capital humano y la satisfacción de los empleados. Este hecho tendrá un efecto favorable en la consecución de los objetivos y éxito empresarial.

Para aquellos profesionales interesados en completar su formación con conocimiento de gerencia empresarial, FUNIBER patrocina la Maestría en Administración y Dirección de Empresas (MBA), un programa dirigido a personas cualificadas que deseen desempeñar puestos de alta dirección.

 

Fuente: Descubre los 12 incentivos laborales más eficaces
Los incentivos laborales: extras que disparan la satisfacción