5 palabras claves para planificar negocios con China

Posted on por
funiber-plan-negocios-china

Existen cinco palabras claves que se deben tomar en cuenta antes de planificar algún tipo de negocio con China: tiempo, dinero, valor añadido, mercado complejo y asesoría

Entablar negocios con China no solo es una cuestión de moda, si bien cada vez es más común escuchar testimonios de empresarios que han triunfado en el mercado chino, es importante considerar las principales claves de éxito en la fase más determinante de todo proyecto: la planificación.

El Director de la Maestría en Negocios con China y Asia-Pacífico que patrocina FUNIBER, Carlos Marcuello, nos brinda más detalles sobre 5 palabras claves que todo empresario debe tener en cuenta si desea planificar negocios con el país asiático:

  1. Tiempo

Para hacer negocios con China es necesario tener paciencia, y sobre todo tiempo. Los resultados pueden llegar a ser deslumbrantes, pero no cabe esperar éxitos a muy corto plazo. El que tenga prisa al respecto debería evaluar otras opciones.

  1. Dinero

En la fase exploratoria del plan de negocios hay que gastar mucho dinero porque se deben considerar viajes, intérpretes, estudios de mercado, reuniones, gastos de protocolo, etc. Así mismo, cuando finalmente se apueste por emprender un negocio en China, será necesario seguir invirtiendo de forma efectiva.

  1. Valor añadido

China es la fábrica del mundo, ya no sólo manufacturan productos de poco valor, actualmente existe una creciente calidad en servicios. En este sentido, si ofrecemos un bien o un servicio en el mercado chino, es necesario ofrecer un elevadísimo valor añadido, pues la competencia con productos del interior es abrumadora.

  1. Mercado complejo

China con 1.400 millones de habitantes, cuenta con provincias que suponen grandes mercados, debido a la gran cantidad de personas que habitan sus ciudades, algunas más populosas que muchos países. Por eso, es necesario tener claro en qué territorio centrarnos y tomar en cuenta la diversidad del entorno, desde su geografía, cultura y desarrollo, puesto que estos factores también afectan a los negocios.

  1. Asesoría

Es fundamental considerar la contratación de los servicios de una asesoría profesional, sea pública (Instituto Español de Comercio Exterior – ICEX) o privada; otra opción es contar con un socio local de confianza. En caso de no contar con asesoría, será muy difícil embarcarse a negociar en China, incluso dominando el idioma. Esta es una realidad general si se desea emprender en el extranjero, pero en el caso de China suele ser imprescindible.

Foto: Todos los derechos reservados