¿Qué se sabe acerca del ejercicio físico durante el embarazo?

Posted on por
funiber-embarazo-ejercicio

Un grupo de expertos de siete países analizan estudios sobre los efectos de la actividad física durante el embarazo, y presentan los primeros resultados

El Comité Olímpico Internacional (COI)  ha reunido 15 expertos internacionales para saber si el ejercicio físico durante el embarazo perjudica o favorece a las madres y al feto, y se conocen también los efectos para las deportistas de élite.

Desde finales de 2015, estos investigadores revisan estudios sobre el tema y elaboran un documento científico para ofrecer respuestas que puedan colaborar, sobre todo, a las atletas que muchas veces abandonan la trayectoria deportiva para garantizar una gestación saludable.

Según uno de los expertos, el profesor del grupo de investigaciones sobre Actividad Física-Deportiva en Poblaciones Específicas (AFIPE), de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), Dr. Rubén Barakat, “la relación entre el ejercicio físico y el embarazo continua siendo un ámbito con más sombras que luces desde el punto de vista científico y con una importante necesidad de nuevos estudios de investigación”.

El investigador señala que a pesar de la gran cantidad de estudios llevados a cabo en los últimos 20 años, aún hay pocas evidencias científicas para confirmar los efectos del ejercicio físico para la salud de la madre y del feto. Algunos estudios han demostrado beneficios, pero hay muchas preguntas sin respuestas que originan desconocimiento, principalmente para casos de actividad de alta intensidad, como resalta el doctor Barakat.

Los profesionales del área de Deportes que se capacitan con los programas de FUNIBER pueden buscar en los estudios la información para actuar en la supervisión de actividades físicas entre poblaciones específicas, que puedan aportar para la salud y el bienestar.

El embarazo para atletas

En 2013, la fisiculturista norte-americana Lea-Ann Ellison, de 35 años, ha causado polémica en las redes sociales al subir fotos suyas, embarazada de ocho meses, haciendo ejercicios de alta intensidad. Muchos se han posicionado en contra, pero ella ha defendido la necesidad de estar en forma, aun estando embarazada.

Aunque haya muchos estudios sobre la práctica de ejercicio físico moderado, los investigadores reunidos por el COI vienen encontrando dificultad en encontrar estudios comprobados sobre los efectos en actividades de alta intensidad.

Los riesgos que puede haber de un estudio de este tipo sumado a las dificultades de carácter ético dificultan la realización de estudios científicos y no colaboran para conocer los efectos del embarazo para las atletas gestantes.

Sin embargo, lo que se sabe con más seguridad es que el ejercicio físico moderado y supervisado aporta beneficios en ciertas mejoras de orden metabólico, cardiovascular y hasta mismo de orden psíquico o emocional.

Respecto a los ejercicios de alta intensidad, los expertos alertan sobre algunos riesgos que podrían tener lugar por tareas con elevadas cargas y tareas de impacto. Otro problema podría ser el incremento excesivo de la temperatura corporal provocada por el ejercicio de alta intensidad.

En el panel formado por el COI hay investigadores de siete países. En un estudio publicado en la British Journal of Sports Medicine, los investigadores han mostrado los primeros resultados del estudio. En el estudio, los expertos han destacado estos tres temas como elementos-llave para conocerse los efectos de la actividad física para la salud de la madre y el feto:

  • Incremento de peso – A pesar de variar mucho, se percibe un porcentaje alto de incremento excesivo de peso. Muchos casos, el sobrepeso se asocia también a la hipertensión, diabetes gestacional y macrosomía fetal. El ejercicio ayuda a controlar el peso de la gestante.
  • Anticipación del parto – Muchos estudios vienen mostrando que el ejercicio puede provocar partos prematuros, especialmente actividad de alta intensidad. Pero de acuerdo con los expertos, los estudios con gestantes que han realizado ejercicios moderados no han mostrado relación con partos prematuros en mujeres saludables.
  • Tipo de parto – La manera como nace puede afectar el bienestar de la madre y del bebé. Según el estudio, trabajos de parto largos se pueden asociar con el aumento de muerte de la madre o del bebé. En teoría, dicen en el estudio, la actividad física podría influenciar de manera positiva para el parto al reducir el incremento de peso durante el embarazo e inducir cambios que ofrecen más fuerza al útero.

Fuente: El ejercicio moderado durante el embarazo protege a madre y feto (Jano)

Estudio: Exercise during pregnancy. A narrative review asking: what do we know? (BJSM)